SIEMPRE SE PUEDE MEJORAR

Los cuentos de hadas no existen, los finales felices ya no son creibles. Las historias de amor ya no son lo que eran y las relaciones amistosas han perdido la esencia.

La sociedad nos ha hecho llegar a pensar así, pero, ¿por qué dejamos de creer? En el fondo nos gusta creer, necesitamos hacerlo. Todas las personas sienten la necesidad de creer en algo.

Si lo piensas un poco te darás cuenta de que es cierto. Nos han hecho cambiar la forma de pensar que teníamos, y al cambio lo han llamado modernización. Ahora importas y eres respetado dependiendo del grado de "modernidad" que hayas adquirido, porque no has nacido pensando tal y como piensas ahora mismo.

Los valores morales que tienes ahora te los ha inculcado la sociedad a menos de que tus padres hayan hecho lo contrario. Aún así nadie escapa de pensar como el resto de la humanidad en muchas cosas.

El mundo avanza, la sociedad también pero, ¿De verdad pensais que a mejor? Está claro que las tecnologías cada vez nos hacen la vida mas amena y mas fácil, pero a cambio estamos desechando todos los valores que habiamos conservado durante años. Está muy bien eso de renovar, y adaptarnos a nuevas formas de pensar pero, ¿A qué escala?

Estos temas siempre llevan a la gente "moderna" a pensar "el que ha escrito esto es un antiguo de la época de Franco". Por otra parte están los que piensan que "tanta modernidad ha echado a perder a la juventud, y a la sociedad". Formas diferentes de pensar, nada más.

Este blogger se reserva su opinión y simplemente hace una crítica general. Esta claro que cada punto de vista tiene sus razonamientos, sus pros y sus contras.

Sin entrar en conflicto con nadie, existe el hecho de esa pérdida, la pérdida real de valores, de respeto, de moral. Ahora te animo a que esas formas de pensar que te han metido en la cabeza las aproveches, tómalas, moldéalas y forja tu propia forma de pensar. Crea tus propios razonamientos y házselos saber al resto de gente.

Sólo así se logrará mejorar, si todos aportamos algo. Porque nunca estarás de acuerdo en algo, perfila los detalles en los que puedas participar. El término sociedad es algo conjunto pero somos cada uno de nosotros los que lo completamos, participa para mejorarla.

Como siempre ya sabeis que aquí escribe un servidor, pero me gustaría saber qué opinais vosotros también, os animo a que siempre que querais, comentéis.

TOCADO Y HUNDIDO

Hay momentos en los que te das por vencido y decides dejarlo todo en manos del destino, que tú ya no vas a decidir más, que todo será como tenga que ser. Momentos en los que piensas que estás solo, que por muchas personas que tengas a tu alrededor ninguna te sirve, ninguna se preocupa realmente por tí.

Muchas veces pensamos que nadie nos escucha, que no hay nadie que se interese por nosotros. Te ves mal y nadie te ofrece ayuda. Mucha gente se excusa en decir que no la ofrecen porque esperan a que se la pidan. Pero, ¿Debe ser así? ¿Has de pedir una ayuda obvia cuando te están viendo mal? Eso ya es decisión de cada cual pero personalmente pienso que si estás viendo con problemas a una persona, por qué esperar a que ella tenga que humillarse a pedir ayuda, mejor ofrecerte como una posibilidad de salida a su problema.

Muchos se sentirían mucho más aliviados si la recibieran de esta forma. Dicen que tener muchos conocidos es bueno pero, de qué sirve tener tantos si no te va a servir de nada importante. Amigos, pretendemos tener muchos, todos los que podemos, sin embargo con el tiempo te das cuenta de que no puede ser así. Según vas creciendo te vas dando cuenta de la cantidad de gente que aparece y desaparece de tu vida. Conservar los amigos es difícil, pero es que sólo ellos van a estar en la mayoría de los momentos de tu vida y eso no es una tarea simple.

Pocas personas tendrás en esas condiciones, y si quieres conservarlas debes dar algo a cambio, tu interés, que no es poco. Sólo así conseguirás mantener a esas personas que mereces. Esas personas que te podrán prestar su ayuda cuando tengas problemas.

Cuando nombro el término problema no quiero decir problemas económicos o permisivos, a veces la gente sufre por no tener el cariño que necesitan, por no sentirse queridos, por pensar que están solos. Qué mejor que tú y tu buenas intenciones para animar y hacer sentirse bien a esa persona. Si tan solo unas pocas personas tomaran una iniciativa así, se darían cuenta de la felicidad que podrían provocar en otras.

Claro está, vivimos en un mundo demasiado egoísta como para que este pensamiento se cumpla realmente. Cada uno va a lo suyo y por mucho interés aparente que puedan mostrar, en el fondo les da todo igual, solo les importa su propio bienestar. Pero a estas alturas ya llega el dilema de siempre, ¿Hago como los demás, o, aunque esté visto como condición de tonto, intento ser buena persona? Tu propia ética te dirá qué hacer.

MOTIVACIONES

¿Por qué hacemos las cosas? Normalmente algún tipo de razón nos impulsa a hacerlas, pero hay veces en las que nada nos hace ser como somos. Hablando con la gente descubres que ninguna vida es fácil, que todos tenemos problemas y que muchos se ven obligados a tomar responsabilidades ajenas.

Es entonces cuando te das cuenta de que todo lo que haces es para nada, siempre van a seguir existiendo problemas, siempre vas a cometer errores, siempre tendrás que pagar las consecuencias. Sabiendo esto te preguntas, ¿Entonces, por qué no me rindo?, ¿Por qué no me dejo llevar por los hechos diarios de la vida? Piensa solo un poco, y te darás cuenta de que si todos hicieramos eso, la humanidad estaría acabada, no tendría ningún tipo de remedio.

En ocasiones no vemos el por qué de las cosas, pensamos que estamos solos, que todos a nuestro alrededor tienen mayores preocupaciones más importantes que las nuestras y que no se preocupan por nosotros. En un momento u otro todos lo pensamos, porque la negatividad nos visita a diario.

A otros les preocupa más el hecho de tener que cargar con responsabilidades que no les corresponden. A veces te ves obligado a tomar decisiones que no deberías y acarrear con consecuencias que no te pertenecen. Es injusto, pero la vida es así.

Existen infinidad de problemas, e infinitas vidas que reclaman ayuda a otros de las cuales tan solo unas pocas reciben esa solución. ¿Por qué haces las cosas? Porque si no las hicieras no aprenderías, no ganarías esa experiencia que en algún momento podrás prestar a otra persona. Ya sabes lo que se siente cuando piensas que estás solo, no permitas que otros puedan pensarlo.

Actuar por una motivación ajena a nosotros es complicado pero no imposible, tan solo debes tener interés. Tu forma de actuar te hará mejor o peor persona, además creará diversas opiniones en los demás. No les des la satisfacción de poder pensar mal de tí.

DAÑO

El ser humano es un ser facultativo, tiene muchas cualidades provechosas aplicables en la vida diaria. Es capaz de construir grandes edificaciones imponentes, llegar a construir un transbordador espacial con el que poder permanecer en el espacio exterior meses e incluso es capaz de tratar el cuerpo humano, posiblemente la más compleja forma de existencia sobre la Tierra.

Pero sin duda una de las facultades por las que destaca el ser humano, es por su capacidad de hacer daño. El derecho que siente a sembrar el terror, el poder que supuestamente posee para poder gobernarse a sí mismo. Demostrado queda que el ser humano esa incapaz de contenerse a sí mismo, cuánto menos a una humanidad completa. Ya no existen los valores ni el respeto, tan solo existe el miedo al poder.

Intentamos dominarnos, intentamos aislarnos, dejar de sentir para poder hacer daño, para poder dañar con total libertad sin sentir las consecuencias. Pero no es posible, antes o después todos caemos, nos rendimos ante el miedo.

Cuando se hace daño a alguien, uno puede llegar a sentirse victorioso, satisfecho de haber saciado su odio, e incluso alegrarse de la desgracia ajena. Tomamos la venganza como un método de satisfacción propio, para sentirnos mejor. No pensamos en lo que hacemos, aunque tenemos muy en cuenta el daño que causamos.

Al final nadie se escapa del arrepentimiento, antes o después llega ese momento. A veces es tarde, en otros casos no lo es. No te molestes en satisfacerte a tí mismo haciendo daño a los demás, piensa en mejorar, en aprender. Aprende a ignorar a quien merece ser ignorado y aprende a tratar bien a quien debe ser tratado con respeto y cariño.

Con la tecnología de Blogger.

Copyright © / My Paranoid Tales

Template by : Urang-kurai / powered by :blogger